Skip to Navigation

sin fronteras01

portada02, sin fronteras01, El Mundo · 28.10.2010
El 25 de octubre y en horas de la noche se produjeron allanamientos en cuatro casas de compañeros y compañeras de Florencio Varela pertenecientes a nuestra organización, a cargo de personal policial de la comisaría 5ta de La capilla Bajo las ordenes de la Fiscal titular de la unidad funcional de instrucción y juicio Nº 3 Gisela Olszaniecki.
Inmigracion, Migrantes, portada02, sin fronteras01 · 14.01.2010

CON SANGRE EN LOS OJOS sobre los hechos de Rosarno en Calabria

Levantaron la cabeza y lo hicieron sin mediación, con la rabia de quienes quieren respeto y ya no están dispuestos a tragarse la amarga píldora de la injusticia. La revuelta de los inmigrantes de Rosarno es una respuesta sincera y valiente a la esclavitud, la discriminación, la intimidación, la indiferencia.
laboral01, portada01, sin fronteras01, Metal, El Mundo · 14.01.2010

Francia : En Dreux “l@s Philips” producen sin patrón…

Philips forma parte de esos grupos que acumulan las ganancias, no para l@s que producen, sino para una estrecha minoría de privilegiados : 4,3 mil millones en 2006, 5,1 mil millones en 2007. “La crisis” no afecta realmente a los accionistas : el 30 de marzo de 2009, compartieron entre sí 680 millones de euros…
Madio Ambiente01, sin fronteras01, El Mundo · 14.01.2010

Marruecos : Destrucción de las playas de Alhucemas

Desde el comienzo de la obras de construcción del hotel Chafarinas Beach en la costa de Tharayoussef y la construcción de otro edificio en la calita de Matadero y la reconstrucción del paseo marítimo Timachdin-Rmoud-Tharayousef, la asociación Azir para la Protección del medio ambiente alertó en su momento a las autoridades e informó a la opinión pública sobre las graves consecuencias ambientales y ecológicos que tendría la implantación de este tipo de infraestructuras en la primera línea de playa.
sin fronteras01, Enseñanza, El Mundo · 11.01.2010

Argelia : Llamamiento del profesorado de enseñanzas secundaria y técnica

La represión del estado debería estar dirigida contra las empresas extranjeras que no respeten las leyes de la república. Así sería más bien el gobierno de nuestro país quien debería imponer el respeto de los derechos sindicales y actuar para facilitar la instalación en el seno de estas empresas de secciones sindicales que tengan por misión defender los derechos de los trabajadores argelinos y los de otras nacionalidades que trabajan en estas firmas.