Skip to Navigation

SOS Racismo denuncia la arbitrariedad del Gobierno en la regularización de los inmigrantes

 
MADRID.- SOS Racismo ha denunciado la "arbitrariedad, discrecionalidad y falta de objetividad" del Gobierno en la regularización de inmigrantes. "Hay una presunción de culpabilidad en el extranjero de que no cumple los requisitos y que hay que buscar cualquier excusa para no concederle sus solicitudes", según el portavoz de la organización, Diego Lorente. Además, el portavoz de SOS Racismo ha asegurado tener constancia de la resolución de expedientes "que rozan la prevaricación", es decir, que se ha dictado una resolución injusta a sabiendas de que lo es.


Entre esas resoluciones polémicas, Lorente comentó una de la Delegación del Gobierno en Madrid por la que se deniega la exención de visado a un ciudadano uruguayo porque a su hijo, nacido en España, le caducó el carné de indentidad. A su juicio, esa decisión "es una "barbaridad legal".

También comentó "otro caso grave" como es la automática denegación de exención de visado a los extranjeros que son padres de inmigrantes residentes legales en España y que no pueden acceder a un permiso de trabajo, porque ya son jubilados.

"Se está pensando que hay una invasión y (el Gobierno) está denegando absolutamente todo, hay comentarios racistas en el día a día", ha resaltado Lorente, quien afirma que "se está haciendo una política represiva y eso es ir contra todo los principios por los que debe regirse la Administración".

Por ello, SOS Racismo ha editado un folleto en el que anima a los inmigrantes a quejarse ante los tribunales del trato recibido por la Administración que, según Lorente, "es totalmente discriminatorio respecto a los españoles".

Esta ONG invita a los extranjeros a denunciar la lentitud de la Administración en resolver los diferentes expedientes de regularización.

El Mundo