Skip to Navigation

Los accidentes laborales costaron 96.000 millones de euros en 2003

 
La siniestralidad laboral sigue siendo una de las grandes asignaturas pendientes en España. Pese a que en 2003, por primera vez en las dos últimas legislaturas, las cifras de accidentes laborales con baja y los siniestros mortales se redujeron, los datos siguen lejos de la media europea : en España hay nueve accidentes mortales por cada 100.000 trabajadores frente a los tan sólo cinco del resto del Viejo Continente.


Según los datos facilitados por el secretario de Salud Laboral de CCOO, Joaquín Nieto, el año pasado se produjeron un total de 896.400 accidentes con baja -frente a los 948.896 del ejercicio precedente- y 1.033 trabajadores fallecieron en su puesto de trabajo -71 menos que en 2002, un 6,4%-. En cuanto a los accidentes leves, estos fueron 882.390 -53.681 menos- ; y hubo 11.437 accidentes graves frente a los 11.721 de 2002.

Coste económico

Como consecuencia de estos siniestros, se perdieron 140 millones de jornadas de trabajo, lo que supone un coste total de 96.000 millones de euros, el equivalente a 16 billones de las antiguas pesetas.

A pesar del leve descenso experimentado en 2003, Nieto subrayó que el índice de siniestralidad "es el peor indicador socioeconómico" de los últimos ocho años. En la vísperoa del octavo aniversario de la entrada en vigor de la Ley de Prevención de Riesgos Laborales, destacó que en los últimos ocho años se han registrado un total de 6.652.733 accidentes con baja, de los que 8.532 resultaron mortales.

Según señaló Nieto, los resultados de 2003 se vieron únicamente "empañados" por los accidentes ’in itinere’ (en el trayecto de ida o vuelta del trabajo), que aumentaron en más de un 11% al registrarse 493 siniestros, 50 más que en todo 2002.

Subida en Madrid

En cuanto a la evolución de la siniestralidad por comunidades, Nieto ofreció un informe de CCOO con los datos correspondientes sólo al periodo comprendido entre enero y noviembre de 2003, ya que el sindicato no dispone de los datos desagregados de diciembre.

Así, la media española de disminución se situó en el 6,1%, bajada que fue mayor en las comunidades de Navarra (6,3%), Canarias (6,5%), Valencia (7,5%), Cataluña (8%), Asturias y Murcia (8,3% en ambas), Extremadura (10,3%), Baleares (10,5%) y Andalucía (11,6%).

La disminución fue inferior a la media en País Vasco (5%), Aragón (4,2%), Castilla y León (3,9%), Cantabria (2,7%) y Galicia (1,4%), mientras que los accidentes subieron en La Rioja, el 3,1% ; Madrid, el 1,1% y Castilla-La Mancha (el 0,1%).

Preguntado por los incrementos de La Rioja y de Madrid, Nieto dijo desconocer las razones, aunque en el caso de la capital de España precisó que es el Gobierno de esa comunidad, junto con los agentes sociales, los que deben "escarbar" sobre lo que ha sucedido.

En Madrid, entre enero y noviembre de 2003 los accidentes mortales fueron 102, el 4,7% menos que en 2002, aunque se elevó el número total de siniestros (fueron 122.303, el 1,1% más), destacó Nieto.

La agricultura encabeza los descensos

El sector agrario encabezó de enero a noviembre los descensos en ambos indicadores, con una caída de los accidentes mortales del 31,4% (59 siniestros) y del 13% en el caso de los accidentes con baja (31.207 siniestros).

La industria, con 214.262 siniestros con baja y 185 mortales, experimentó una reducción del 8,8% y del 7%, respectivamente, mientras que en la construcción los accidentes con baja sumaron 213.305 (-6,1%) y los mortales, 269 (-5,6%).

Por último, el sector servicios registró un descenso de los accidentes con baja del 3,8%, con 366.526 siniestros, y del 6,6% en el caso de los mortales, que ascendieron a 436 en los once primeros meses.


Par : El Mundo
nike air max 2019 ebay