Skip to Navigation

Las organizaciones sindicales juveniles, frente al uso del Consejo de la Juventud como arma partidista

 
Las organizaciones sindicales CCOO, CGT y UGT de Burgos, ante la situación existente tras los ataques del Concejal de Juventud, Diego Fernández Malvido, contra el Consejo de la Juventud de la Ciudad de Burgos, queremos hacer público, tanto nuestro apoyo a las personas y organizaciones que, poniendo tiempo y esfuerzo de forma completamente desinteresada hacen lo posible por sacar este organismo adelante, como nuestro más absoluto rechazo a las declaraciones partidistas y a las permanentes interferencias en la actividad del Consejo por parte de la Concejalía mencionada.
Secretaría de Comunicación CGT Burgos


El Consejo de la Juventud, como tal, es un organismo de carácter no partidista, en el que participan, en pie de igualdad, todas las asociaciones juveniles que así lo desean, entre ellas aquella de la que es miembro el Concejal. El funcionamiento del Consejo es asambleario y cada asociación tiene igual peso que las demás en las decisiones que se toman.

El Consejo de la Juventud es independiente de las administraciones públicas y de cualquier otra entidad y dispone de los suficientes mecanismo internos para garantizar el funcionamiento democrático del mismo y el debate y la toma de acuerdos. Desde luego, ninguno de esos mecanismos incluye los ataques y la descalificación permanente en los medios de comunicación y cabe preguntarse si quienes ahora se rasgan las vestiduras han intentado solucionar los problemas de funcionamiento junto con las demás asociaciones, con los medios de que, insistimos, nos hemos dotado para hacerlo.

También nos vemos obligados a salir al paso de recientes declaraciones en las que Eduardo Villanueva, Secretario General de Nuevas Generaciones, la organización juvenil a la que pertenece el Concejal, afirmaba su voluntad de que las organizaciones políticas y sindicales no pudieran tener representación dentro de los órganos del Consejo, postura que no cabe sino calificar de antidemocrática, pues considera a los miembros de dichas asociaciones como jóvenes sin derechos políticos, derechos que incluyen el de participar, a todos los niveles, en un órgano que también es suyo. Asimismo, culpar al Consejo de la Juventud de la inactividad del Concejo Joven no es sino otra muestra de la incapacidad para asumir como propio, por parte del Concejal, el fracaso de una propuesta política que realizó de forma unilateral y con el claro rechazo de las asociaciones juveniles del Consejo.

Por otro lado, queremos denunciar la actitud obstruccionista del Concejal respecto a las actividades del Consejo, tanto reduciendo la cuantía del Convenio entre el Ayuntamiento y el Consejo, por el que se subvencionan las actividades de este último, como los continuos retrasos en el abono del mismo, eso si, mediando continuas insinuaciones de falta de justificación del gasto en los medios de comunicación.

En definitiva, seguimos apostando por un Consejo de la Juventud democrático y plural, que represente a la mayoría de la juventud burgalesa y luche por sus intereses, intransigente con los poderes públicos en la exigencia e independiente en la toma de decisiones.

Nike Huaraches Are Hyped