Skip to Navigation

Primera sentencia favorable para un afectado por amianto en Honeywell

 
El Juzgado de lo Social número 24 de Barcelona ha condenado a la empresa Honeywell Friccions España S.A., de El Prat, a indemnizar a un trabajador con 153,369.87 euros tras contraer un cáncer de pulmón por su exposición laboral al amianto, con el que fabricaba pastillas de freno.
Cgt Honeywell


En la sentencia, el juez aminora la indemnización por el concepto de daño por secuelas al considerar que la enfermedad del trabajador, Antonio C.M., "pudo haberse agravado de forma significativa por el hecho de ser un fumador importante".

Así, reduce la indemnización por este concepto de los 104,927.40 euros propuestos por la defensa a 70,000 euros que el juez considera una cifra "más adecuada", mientras otorga 13,420.48 euros por el daño moral causado por su situación de incapacidad temporal y otros 100,000 euros por el daño moral por secuelas definitivas.

No obstante, reduce la cantidad resultante de 183,420.48 euros en 30,050.61 euros porque el trabajador ya la percibió de la aseguradora de la empresa.

Honeywell Friccions España SA se dedica a la fabricación de pastillas de freno con amianto y el trabajador enfermó en 2005, fecha en la que se le concedió la incapacidad permanente absoluta, al presentar un adenocarcinoma broncopulmonar en lóbulo superior derecho y lóbulo inferior derecho, en progresión.

Según fuentes del Colectivo Ronda, que han defendido al trabajador, estos síntomas son claramente provocados por el contacto de las mucosas con el amianto, un producto al que estuvo expuesto en su lugar de trabajo entre los años 1989 y 2000.

El juez tiene en cuenta los informes del Hospital Germans Trias i Pujol, de Badalona (Barcelona), que se refieren al cáncer de pulmón que desarrolló el trabajador "dada su exposición laboral al amianto" y que "puede considerarse causado por esa exposición en el lugar de trabajo".

La sentencia razona que en el trabajador concurrían los factores de exposición al amianto y el tabaquismo, circunstancias que multiplicaban las posibilidades de desarrollar la enfermedad, y que ya a partir del año 1992 se evidenció que su funcionamiento pulmonar "estaba alterado", sin que le cambiaran de puesto de trabajo.

Además, resuelve que el puesto de trabajo no reunía las condiciones necesarias de prevención, que no se tomaron las precauciones necesarias y que las máquinas con las que se trabajaba superaban el límite de exposición legal, tal y como constató ya en el año 1989 el Centro de Seguridad e Higiene del Departamento de Trabajo de la Generalitat.

Por todo ello, la sentencia considera responsable a Honeywell Friccions España S.A. y la condena a abonar al trabajador una indemnización por daños y perjuicios de 153,369.87 euros.

CGT Honeywell

http://cgthoneywell07.blogspot.com/

Air Jordan III 3 Shoes